20.9.17

ADIÓS A JULIO PLATNER

Julio Platner, el protagonista de uno de los mejores casos de la ovnilogía nacional, producido el 9 de agosto de 1983, falleció en Winifreda, su localidad natal, a los 67 años luego de padecer una enfermedad en el páncreas.
Tuve la oportunidad de saludar a su familia y participar de su velorio, ya que con el paso del tiempo surgió con Julio una amistad muy particular, que me permitió reconstruir su caso cuando se cumplieron los 30 años, en agosto de 2013.
Que en Paz descanses amigo... resignación para tu familia.

24.6.17

24 DE JUNIO DÍA MUNDIAL DEL INVESTIGADOR OVNI


El tema OVNI desvela al hombre desde hace siglos. Su presencia permanente en los cielos de distintas regiones, no ha tenido una respuesta científica en todo este tiempo. La fecha del 24 de junio se decidió en el año 2000 y fue propuesta por el sitio de Puerto Rico OVNINET.COM y el CENTRO DE ESTUDIOS UFO (de La Pampa). Las propuestas eran dos y mediante una elección de la que participaron unos cien grupos de invetigadores de todo el mundo, se inclinó por este día, 24 de junio, en honor a la experiencia y relato de un piloto americano que en esa fecha, pero del año 1947, denunició la observación de nueve discos voladores con forma de “plato sopero invertido”.
El término se popularizó y todos comenzamos a hablar de “platos voladores” algo muy común aún en el interior del país.  A partir de eso, comenzó individualmente la investigación y con el correr de los años hubo varios intentos de hacer confluir los esfuerzos por comprender un fenómeno que todas luces no es natural y “está ahí”.
Lamenteblemente, a esta altura de la investigación OVNI en el país, hay grupos que se disputan las apariciones espectaculares dejando de lado lo más importante: el OVNI. Las posturas personales y sectoriales han generado discusiones y peleas estériles por figurar en algún medio nacional, soslayando el verdadero interés por la compresión del fenómeno.
Señores, lo dije hace años, concretamente en 2011 que LA VERDAD NO ES DE NADIE. Todos tenemos una porción de ESA VERDAD y el día que dejemos de lado los personalismos y las figuraciones, recién tendríamos una pista para comprender al OVNI, su comportamiento y objetivos.
Dejando de lado esa introducción queconsideré necesaria, sé que al margen de esos grupos mediáticos y que generalmente hacen muy poco por la investigación, hay investigadores que trabajan seriamente y en silencio. En ese marco, me voy a referir a lo que ocurre en La Pampa y parte de la Patagonia norte, porque es la zona en la que por fortuna me muevo durante todo el año y donde la gente común, convive con el fenómeno.
Y a esa gente no le interesa la espectacularidad de los medios y es algo que quedó reflejado en la producción de un canal de la ciudad de Buenos Aires, donde en forma natural y sin estridencias, cada uno brindó su testimonio de la experiencia y demostró tan sólo una parte ínfima de una realidad que a pesar de los años, no podemos explicar.
Sin embargo, nuestro trabajo silencioso continúa porque los grandes eventos que involucran al OVNI, están mucho más allá de los hechos programados por el hombre y su figuración.

FELIZ DÍA A LOS INVESTIGADORES QUE HONESTAMENTE BUSCAN UNA RESPUESTA!!!
Quique Mario

8.1.17

ENTRE CHARLATANES Y "ELEGIDOS"

Recibí la participación de un evento organizado en la "Quebrada de la Luna" que será para Semana Santa y que tendrá una "taller de preparación" para los que quieran participar.
Obviamente que no comparto este tipo de "encuentros" que sirven para engrosar los bolsillos de algunos que con la excusa de la "preparación" hacen ping[ues ganancias.
Siempre estuve en contra de este tipo de mercantilismo y me pregunto si los que brindan esos encuentros son "elegidos" o se sienten capacitados para "preparar" a aquellos que concurren deseosos de un aprendizaje "especial".
Cuánta charlatanería!!! Al haber tenido la posibilidad de entrevistar en forma directa a decenas de personas que han vivido experiencias extrañas, fuera de lo común, que no responden a los cánones de nuestra ciencia, ninguno de los protagonistas me expresó que se sienten "elegidos" y jamás intentaron generar "cursos". Muy por el contrario, prefirieron mantener el bajo perfil y en muchos casos soportar la burla o la chanza.
Sin dudas, esta es una forma de explotar un tema que interesa a mucha mas gente de la que suponemos. Gente que tiene necesidad de saber "un poco más" y que desgraciadamente cae en manos de algunos sujetos que aprovechan este tipo de eventos para hacer diferencia, haciendo gala de una contradiccion de "mística-comercial", que lejos están de buscar una respuesta a los miles de casos de mutilaciones de animales o encuentros del Tipo III.
Con esto fijo mi postura contra charlatanes que por la verdadera investigación hicieron muy poco, por no decir nada, en salvaguarda del trabajo que decenas de investigadores realizan seriamente, aún poniendo plata de su bolsillo.
Quique Mario
Centro de Estudios UFO

8.12.16

LA INVESTIGACION DE CAMPO...

Vivencias como investigador de campo del tema OVNI. Parte de un nuevo libro que se editará el año próximo. Cada semana agregaré un nuevo post para los amantes del tema. Agradeceré si me expresan su opinión. Gracias!!!

La noche era fría y oscura, en pleno mes de junio. Se había hecho muy tarde y el chivito que ofrecieron los amigos de Santa Isabel como despedida a mi recorrida por la región, hizo que el tiempo se extendiera entre charla y algunos acordes de guitarra. En realidad los anfitriones pretendían que desistiera de viajar por la noche y que lo hiciera en la mañana temprano. Como mi postura se mantuvo firme, me ofrecieron un café para aguantar el frío de la noche y alrededor de la 1,30 de la madrugada partí para Santa Rosa.
Corría el año 1981 y la ruta 10 era un misterio que me atraía, sobre todo de noche. Por eso mantuve firme mi postura de viajar aunque fuera tarde. Estaba bien descansado y obligadamente iría despacio porque mi infatigable Citroen 3 CV tenía sus limitaciones.
Me abrigué bien, salí a la vereda y observé el cielo. Las estrellas fulguraban de una manera espectacular. Daba la sensación que si estiraba la mano las podría tocar. Crucé la bufanda sobre mi pecho, prendí los botones de la campera marrón que me acompaña en todas las campañas, levanté la mano a modo de saludo y monté el vehículo.
Lentamente atravesé las calles de Santa Isabel. Salvo algún perro que ocasionalmente cruzaba la calle no se observaba ningún movimiento. El único ruido que se escuchaba era el del motor del vehículo que dejaba atrás las últimas casas del pueblo. Cuando quise acordar, ya estaba a punto de cruzar el puente del río Salado o Chadileuvú, cuyo cauce constante y tranquilo, demostraba naturalmente su rumbo, aunque el hombre intentara cambiarlo con grandes obras que lo acotaban en la provincia vecina de Mendoza.
El terreno en partes arenoso, me obligaba a mirar atento el camino. Ningún vehículo circulaba a esa hora por la región, lo que en caso de un desperfecto, representaba la seguridad de tener que quedarme en el camino hasta que se hiciera de día u ocasionalmente pasara alguien. Pero ese era el mayor desafío, poder atravesar el oeste profundo en soledad. Mi idea era detenerme cada tanto para observar el cielo, el paisaje desértico y escuchar cualquier sonido natural, para lo que necesariamente debería parar el motor del auto.
Al cabo de 1 hora de viaje por la ruta 10 hacia el este, apenas habría recorrido unos 25 kilómetros cuando me pareció que a mi derecha observé un extraño fulgor. No me detuve pero me mantuve atento a ver si sólo se trataba de algún reflejo pero, a los minutos según calculé, advertí de nuevo ese extraño fenómeno. No me detuve pero sí me mantuve atento para verificar si había alguna frecuencia entre cada manifestación. Avanzaba y por el rabillo del ojo intentaba ubicar geográficamente la zona de la que provenía el fulgor. Al cabo de unos 5 minutos de viaje, se repitió ese fantástico destello. Eso hizo que automáticamente detuviera el vehículo y descendiera rápidamente, deteniendo el motor y apagando todas las luces. (Continuará)

24.10.16

La búsqueda sin fin…



El OVNI y la eterna búsqueda. Sin dudas uno de los mayores enigmas que el hombre interiormente se plantea sin reconocerlo públicamente ante tantos avatares que debe enfrentar en su vida diaria, es el interrogante de “el OVNI”.
El tema no es nuevo y muchos investigadores que ya no están entre nosotros, se fueron con el interrogante a cuestas, aunque la mayoría no cedió su interés en la búsqueda de una respuesta concreta, con aciertos y errores. Con interpretaciones intuitivas ante la falta de metodologías y en la mayoría de los casos por falta de medios. Sin embargo, en silencio trabajaron en pos de una respuesta que nunca llegó. O tal vez sí y por alguna razón callaron.

Ya son casi tres generaciones de investigadores que evolucionaron a fuerza de sacrificio. De búsqueda permanente pero con una decisión tenaz que a muchos distinguió. En ese marco, puedo nombrar a dos, aunque seguro hay muchos más. Ellos son don Pedro Romaniuk y Fabio Pedro Alles o más conocido e institucionalizado como “Fabio Zerpa”.

Considero que con esfuerzo buscaron (y busca) aún la respuesta como pioneros de una especialidad que jamás obtuvo reconocimiento y que fue convocada generalmente para formar parte de programas armados especialmente para polemizar. Si uno de ellos participaba de un panel, seguramente una producción convocaba a varios para que “apunten” contra los sostenedores de lo que hace 50 años no era una utopía, sino un imposible o una locura.

Sin embargo, en base a estudio, a trabajo de campo, a esfuerzo de viajes interminables, fueron marcando la senda que después siguieron muchos más. Con el tiempo, la tentación e aparecer en los medios masivos obnubiló a algunos investigadores que prefirieron disputarse la aparición en un estudio televisivo, que las luces de las estrellas en una vigilia real y auténtica en la búsqueda de respuestas.

Hoy, hay muchos. Miles tal vez, que “investigan” desde una computadora “por internet”. Que opinan y discuten como especialistas de algo que desconocen pero que los apasiona. Que prefieren hablar de “los casos más sonados” ocurridos en cualquier parte del mundo. Menos de lo que pasa a la vuelta de la esquina o mejor dicho, en sus propios cielos.

Da la sensación que a veces prefieren llegar a los codazos a sacarse una foto al lado de un ilustre investigador extranjero que llega al país, que conocer lo que ocurre en zonas rurales o del interior. La realidad indica que hay zonas verdaderamente “calientes” como la Patagonia, donde “el OVNI” se muestra con inusitada frecuencia y singularidad. Sin dudas este es el proceder de la tercera generación de investigadores que pululan en la web. Esos especialistas que pueden hablar de un caso en Europa o Estados Unidos, pero desconocen lo que pasa en su propia región.

Tal vez es tiempo que todos, los representantes de cada generación de investigadores, dejen de lado “los egos” y hagan coincidir sus estudios reales en un congreso serio, en el que las pruebas se tiren en la mesa y se compartan sin mezquindades, para tratar de interpretar algo que sucede y que está mucho más allá del negocio de algunos o del “reiting” de otros.

Despues de 44 años como investigador de campo, digo esto no porque considere que tengo la autoridad suficiente, sino porque he aprendido que cada uno en su búsqueda ha encontrado una parte de la verdad. El día que dejemos de lado el ego y la necesidad de figurar en alguna programación de tv, seguramente entenderemos algo que está muy por encima del hombre. Tal vez “ellos” miran desde otro plano nuestro proceder y consideran que estamos muy lejos de entenderlos.

Quizás sea tiempo de reflexionar  y empezar a compartir lo poco que sabemos de esos extraños visitantes, para tratar de entender un fenómeno que “está ahi”, porque el tiempo ha demostrado que en este tema… “la verdad no es de nadie”.

Quique Mario
CEUFO


19.9.16

NUEVO ENCUENTRO TIPO III


EN LA PAMPA
NUEVO ENCUENTRO TIPO III

Dos episodios  de “luces” extrañas se registraron en la tarde-noche del domingo 18 de septiembre, mientras que seagurdan resultados de la investigación de un nuevo Encuentro Cercano Tipo III registrado hace pocos días en la ruta Nacional 35, entre la localidad de Winifreda y Santa Rosa, capital de la provincia de La Pampa.
El primero de los hechos tuvo como protagonistas a los ocunates de un vehículo que se desplazaba desde General Pico a Santa Rosa, que observaron una potente luz de color blanco. Eran aproximadamente las 20,15 horas y los protagonistas circulaban por la ruta entre General Pico y Monte Nievas. Las primeras especulaciones los llevaron a suponer que se trataba “de una estrella” a la que al cabo de algunos minutos dejaron de prestar atención. Pocos minutos después, al girar hacia el sur por la ruta provincial 7, advierten que ”la estrella” de color blanca, estaba frente a ellos susendida en el espacio y les llamó especialmente la atención su tamaño comparado con una estrella normal. La observación duró varios minutos y cuando la instrnquilidad ganaba a los testigos, “la estrella” dio un salto hacia el espacio y desapareció de su visión.
Una hora más tarde, el encargado de un campo ubicado en la zona de El Durazno, avisó al propietario del establecimiento sobre la extraña presencia de “una luz roja” que permanecía suspendida entre los caldenes a muy baja altura, a tal punto que el testigo consideró que estaba “estacionada” en el terreno. Por sugerencia del propietario, el empleado dej{o las luces encendidas de la vivienda y se ubicó en un sector con poca iluminación para observar el comportamiento de “la luz”:
20 minutos más tarde y con seria preocupación volvió a avisar al propietario del campo que “la luz” se desplzaba lentamente entre los caldenes, siempre a baja altura por lo que decidieron dar aviso a la policía. Poco después llegó a la zona una patrulla policial pero “la luz” ya no estaba en el lugar.

ENCUENTRO DEL TIPO III
Este tipo de episodios se repiten en la regi{on con inusitada frecuencia y no se denuncian, ya que no hay consecuencias ara los testigos y quedan como relatos, pero teniendo en cuenta los episodios registrados en los últimos tiempos y hacen referencia a encuentros del Tipo II, más uno que está en estudio y que hace poco menos de un mes, tuvo como protagonista a un camionero del sur del país, sobre la ruta Nacional 35 entre Winifreda y Santa Rosa.

En este caso, habría una interesante filmación que se halla en estudio y han tomado intervención especialistas y cuerpo médico que habría comprobado que el camionero, vivió una experiencia muy extraña. Sin dudas la región es el centro de estudio de los especialistas que han dispuesto un sistema de notificaciones rápidas mediante teléfonos, email y la activa participación de fuerzas policiales.

27.8.16

¿UN OVNI SOBRE SANTA ROSA?

¿UN OVNI SOBRE SANTA ROSA?



Una extraña luz se observó sobre la ciudad de Santa Rosa, La Pampa, hoy sábado al atardecer, alrededor de las 19,30 horas. Vecinos de la zona sureste comenzaron a observar extrañados la presencia de una luz de dimensiones no convencionales que permanecía suspendida sobre la ciudad.
Alguien alcanzó prismáticos y se pudo apreciar que se trataba de un objeto de gran tamaño compuesto por dos luces, que daban la sensación de tener la intensidad de un automóvil suspendido en el espacio. En el barrio Río Atuel, varios vecinos compartían los prismáticos obsernavo la luz que lentamente comenzó a descender luego de 40 minutos.

Las imágenes fueron tomadas desde el barrio Río Atuel y desde barrio Aeropuerto. Dos puntos muy distantes desde los que se veía el extraño objeto, lo que de alguna manera permite suponer que se hallaba a distancia y altura considerables, lo que también habla de sus posibles dimensiones.

ENCUENTRO DEL II TIPO


Dos policías vivieron una experiencia alucinante cuando circulaban por la ruta nacional 35, entre la localidad de Winifreda y la ciudad de Santa Rosa, capital de la provincia de la Pampa. Viajaban en un vehículo policial, una camioneta de la institución alrededor de las 3 de la madrugada con dirección norte sur, cuando advirtieron el desplazamiento de “una luz” a baja altura, que en principio pensaron era un helicóptero.
Su sorpresa fue mayúscula cuando el objeto a gran velocidad se puso a la par del vehículo policial que comenó a perder potencia y su motor tendía a detenerse. El conductor impidió que la marcha se detuviera rebajando los cambios y acelerando, no obstante la marcha se torno más lenta. Con asombro observaron que el vehiculo se desplazaba en forma paralela y emitía potentes luces.
La experiencia duró casi 15 minutos, lo que dio tiempo a filmar con un teléfono, aunque uno de los efectivos sufrió una aguda crisis nerviosa. Todo era confusión y en esas circunstancias, un camión de gran porte que se desplazaba en dirección contraria, sin dudas también resultó testigo de la observación porque advirtieron que realizó una maniobra peligrosa, tal vez a consecuencia de la observación.
Tal como apareció, “la luz” realizó un salto al espacio y desapareció en cuestión de segundos y todo volvió a la normalidad. El hecho ocurrió a principios del mes de agosto y no fue divulgado para evitar el acoso de medios sensacionalistas, mientras que el video se encuentra en estudio, aunque las imágenes más claras aparecen en muy pocos cuadros, donde se puede apreciar una gran cantidad de luces como componente de ese extraño objeto.